El famoso “Tío Bejuco” recibió paliza en Río Grande.

Río Grande, Oax. La Costa oaxaqueña está llena de personajes peculiares que, poco a poco, se han vuelto –hasta cierto modo– parte de la cultura regional; un claro ejemplo es una persona de la tercera edad, quien habitualmente anda vestido con ropa de manta pidiendo una limosna a los transeúntes.

Este personaje, conocido popularmente como el “Tío Bejuco” es famoso porque, cuando las personas no le dan una moneda, o no la cantidad que él esperaba, suele insultar en su lengua natal (zapoteco) a las personas, por eso también los vecinos de la Costa lo conocen como el “Tío Bejuco Mientamadres”.

Algunas personas encuentran divertidas las ocurrencias de este pintoresco personaje, pero era solo cuestión de tiempo antes de que alguien no les viera la gracia y, luego de recibir una “mentada”, se molestara con el limosnero.

Eso fue precisamente lo que le pasó este miércoles 16 de enero al “Tío Bejuco” mientras se encontraba “trabajando” en Río Grande, en el municipio de la Villa de Tututepec, en la región de la Costa.

Elementos de Protección Civil de Tututepec informaron que la tarde de este día miércoles fueron informados que una persona de la tercera edad había sufrido una agresión física, por lo que de inmediato se trasladaron al sitio señalado, donde encontraron que la víctima era el famoso “Tío Bejuco”, quien presentaba algunas heridas en la cabeza, de las que sangraba profusamente.

De acuerdo a algunos testigos de los hechos, el anciano andaba haciendo su habitual recorrido, pidiendo limosnas por las calles de esta agencia municipal; como es su costumbre, el “Tío Bejuco” lanzaba un improperio en su lengua materna a aquellas personas que no le daban un apoyo, o que le daban muy poco “el Tío Bejuco sólo recibe monedas de $10 para arriba” comentan algunos vecinos, quienes ya están acostumbrados a ver al hombre.

Pero, en esta ocasión, el “Tío Bejuco” no se imaginaba que un joven, ofendido por el insulto que le lanzó el anciano, decidió “cobrárselas” y, tomando un palo de escoba, comenzó a golpear al limosnero, causándole lesiones.

Aunque las heridas recibidas no ponían en riesgo su vida, fue necesario que los paramédicos de Protección Civil Municipal canalizaran al “Tío Bejuco” a una clínica particular ya que, desafortunadamente, el Hospital Básico Comunitario de Río Grande no está en servicio pues su personal se encuentra en paro de labores.

Los gastos médicos que se generaron por la atención al “Tío Bejuco” en la clínica particular fueron cubiertos por los voluntarios del Escuadrón RUM y los socorristas de Protección Civil Municipal de Tututepec.

Después de que se descartó que el anciano presentara alguna contusión o lesión que pudiera poner en riesgo su vida, fue dado de alto; con esta situación vecinos de la Costa espera que el pintoresco “Tío Bejuco” aprenda la lección y tenga mejores modales para pedirle a la gente dinero.

Comentarios