Epigrama

Por: Ing. Abel E. Baños Delgado
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Ciudadanos piden al gobernador del estado de Oaxaca Alejandro Murat cumpla promesas de campaña en Nopala.

El Despertar de la Costa. 
Año XV11. Edición 836.

Se inconforman los chatinos
pues no miran resultados;
no hay duda: los desatinos
y resultados mezquinos
¡Están en todo el estado!

Sección poética

Responsable: Ing. Abel E. Baños Delgado

¡Perdón!...¡Soy ladrón!.

Autor: Ing. Abel E. Baños Delgado.

Ahora quiero disculparme,
aunque  a ninguno he ofendido;
pero he visto y he oído
(nadie podrá refutarme)
y tampoco sancionarme
porque ésto es hoy muy frecuente;
el más bajo delincuente
tan sólo pide perdón,
cuando merece prisión
aunque huela a presidente.

Avezada periodista
en una noticia franca
sacó a luz la Casa Blanca
que exclusivo contratista,
del grupo peñanietista
dio de gratificación;
en pública aclaración
¡Es mía!- dijo La Gaviota,
-¡Me la obsequió por guapota
canal dos televisión!

Fue aclaración novelesca,
muy a tono con la actriz,
y de pronto dio un mentís
en una actitud grotesca,
el paladín de esta gresca
y en mensaje a la Nación,
se disculpó y el perdón
nos pidió a los mexicanos
queriendo lavar sus manos
de la sucia corrupción.

Pero tal obra teatral
aún estaba inconclusa
y en “verónica andaluza”
planearon un gran final;
el cómico principal
de la Pública Función,
que le dio exoneración
del conflicto de intereses
hace tan sólo unos meses,
presentó su dimisión.

Y con eso Peña Nieto,
según, lavó su pecado;
el haberse disculpado
lo hace gente de respeto;
pero fuera del libreto
de la dramatización,
su disculpa fue una acción
que no lo exculpa de nada,
porque hizo más descarada
su ordinaria corrupción.

En mi país hay dispensas
a estas ratas oficiales;
sus inmunes credenciales
son aceradas defensas;
no le aunque sean sinvergüenzas
como el señor en mención
que no es más que un vil ladrón.
¡Si fuera líder social
el sistema judicial
lo mandaría al paredón!