Puerto Escondido, Oax. Una persona perteneciente al “escuadrón de la muerte” fue localizada en muy mal estado de salud tras recibir una fuerte golpiza, por lo que fue necesaria la intervención de las fuerzas de seguridad y rescate

Siendo aproximadamente las 9:30 horas del lunes 26 de noviembre, elementos de la Policía Municipal de San Pedro Mixtepec fueron informados que en una galera perteneciente a la Iglesia Cristiana Amor Eterno de la Colonia La Paz de este Puerto, y la cual se localiza justamente frente a dicha iglesia cristiana, había sido encontrada en muy mal estado de salud una persona quien, a simple vista, se apreciaba que había sido golpeada con saña.

Al lugar se dirigieron los Policías, acompañados de elementos de Protección Civil Municipal, arribando el sitio antes señalado, en la Calle Mar Mediterráneo de la Colonia La Paz; los uniformados ingresaron al terreno propiedad de esta iglesia cristiana, donde localizaron a una persona del sexo masculino tirada en el suelo, la cual presentaba golpes en diferentes partes del cuerpo, principalmente la cara.

Los socorristas de Protección Civil procedieron a brindarle los primeros auxilios al lesionado, trasladándolo de ahí al Hospital General de este Puerto, en donde fue ingresado y su estado de salud, al cierre de la presente nota informativa, se reporta como grave.

De acuerdo con vecinos del lugar, el lesionado responde al nombre de Fidel Ramírez, de 40 años de edad, aproximadamente, con domicilio en la Colonia San Miguel de este Puerto; de acuerdo a los vecinos, Fidel se congregaba en esta iglesia, pero, después de un tiempo, recayó en su adicción y se volvió a perder, por lo que andaba con los demás alcohólicos crónicos del llamado “escuadrón de la muerte”.

En torno a cómo resultó lesionado este hombre, los vecinos dijeron no tener idea, aunque todo indica que los hechos habrían ocurrido en el transcurso de la madrugada, pues para cuando este hombre fue encontrado la sangre en su rostro estaba ya seca, por lo que ahora toca a las autoridades investigar el caso y deslindar responsabilidades.