Río Grande, Oax. Cuando una pareja se encontraba peleando en su domicilio en la agencia municipal de Río Grande, el tío de la agredida intervino, golpeando con la cacha de una pistola al esposo agresor; en ese momento el arma de fuego se accionó accidentalmente y una bala salió disparada, segando la vida una nena de menos de dos años.

Los lamentables hechos, que han causado indignación entre los habitantes de Río Grande, ocurrieron alrededor de las 08:45 horas del jueves 18 de octubre cuando las autoridades policiacas fueron informadas que en un domicilio ubicado en la Calle 24 de Febrero del Barrio de la Cruz, una menor había perdido la vida de forma incidental, por lo que inmediatamente se constituyeron en el lugar elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) del grupo Río Grande quienes, al arribar al domicilio antes indicado, tuvieron a la vista el desmadejado cuerpecito de una niña de tan solo un año y siete meses de edad, el cual presentaba un impacto de bala.

Los agentes investigadores tomaron conocimiento de estos hechos y ordenaron el levantamiento del cuerpo sin vida y su traslado al panteón municipal del lugar para la práctica de la necropsia de ley, iniciando el legajo de investigación correspondiente.

Al indagar sobre los hechos en que la menor perdiera la vida, los efectivos de la AEI descubrieron que todo comenzó cuando la madre de la menor, Y.M.M., empezó a discutir con su esposo, E.G.M.; la mujer cargaba en brazos a su pequeña, mientras la discusión pronto a pronto fue subiendo de tono.

En cierto momento la situación se volvió tan tensa que el señor J.S.T., tío de la ama de casa, decidió intervenir por temor a que el embrutecido cónyuge de su sobrina llegara a hacerle daño a ella o a su pequeña hija.

El tío de Y.M.M., de 40 años de edad, llegó con una pistola en mano, tratando de amedrentar al cónyuge de su sobrina, y por ello el hombre golpeó con la cacha de su arma de fuego a E.G.M.; sin embargo, en un descuido del hombre, el arma de fuego se accionó inesperadamente, saliendo una bala asesina que golpeó contra el cuerpecito de la pequeñita, quien falleció instantáneamente debido a la gravedad de la lesión recibida.

Al percatarse del grave accidente provocado por su imprudencia J.S.T. se dio inmediatamente a la fuga, con rumbo desconocido, esto pese a que al lugar arribaron inmediatamente los efectivos de la AEI quienes al saber lo que había sucedido implementaron un operativo de búsqueda, pero no lograron dar con el paradero del tío asesino.

Por tales hechos, la autoridad ministerial inició a una exhaustiva investigación con la finalidad de localizar al responsable de este crimen que ha conmocionado a la sociedad costeña.